26 de feb. de 2012

Los Invisibles


Los Invisibles (documental completo)


Cada año, decenas de miles de personas dejan atrás sus hogares en Centroamérica y atraviesan México como migrantes irregulares. Viajan con la esperanza de llegar a Estados Unidos y de ver cumplida allí la promesa de trabajo y de una nueva vida. Pero con demasiada frecuencia sus sueños se convierten en pesadillas al afrontar uno de los viajes más peligrosos del mundo.

Dirigido por Marc Silver y el actor y productor mexicano, Gael García Bernal en colaboración con Amnistía Internacional, ha grabado un viaje lleno de abusos, secuestros, violaciones e incluso asesinatos a través de cuatro cortos, llamados Los Invisibles.

--o-Ø-o--

Todos los años, miles de migrantes se enfrentan a secuestros, violaciones y asesinatos en México. Impulsados por una miseria absoluta y la inseguridad que viven en sus países, atraviesan México con la esperanza llegar a Estados Unidos y ver cumplida allí la promesa de una vida mejor. Pero, con demasiada frecuencia, todos sus sueños se ven convertidos en la peor de las pesadillas.

Dividido en cuatro partes, Los invisibles muestra la verdad que hay detrás de uno de los viajes más peligrosos del mundo y saca a la luz las historias nunca contadas de las personas que emprenden este viaje hacia el norte a través de México.

Primer parte: Seaworld
Al inicio de su viaje, los migrantes se sienten llenos de esperanza por llegar a Estados Unidos. Entre ellos se encuentra una niña que viaja con su familia y sueña con visitar el parque temático Seaworld. Filmada en un refugio para migrantes al sur de México, esta primera parte muestra los peligros que les esperan.

Segundo parte: Seis de cada diez
Gael García Bernal habla con tres mujeres hondureñas que viajan en busca de una vida mejor para sus familias. El riesgo que corren es muy elevado. Seis de cada diez mujeres y niñas que emprenden el viaje sufren abusos sexuales.

Tercer parte: Lo que queda
Los familiares que quedan en Centroamérica puede que nunca vuelvan a tener noticias de sus seres queridos. En El Salvador, una madre habla de su desesperación por no saber dónde está su hijo, que emprendió el viaje a Estados Unidos hace ya diez años y prometió llamar en doce días.

Cuarto parte: "¡GOL!"
A pesar del peligro y los riesgos, los migrantes seguirán viniendo. Duermen a la intemperie, mendigan comida y viajan colgados de trenes de mercancía a los que se enganchan en marcha. Muchos resultan gravemente heridos, pero siempre habrá unos cuantos dispuestos a afrontar el viaje.

Fuente: Amnistía Internacional (AI)