26/12/13

Invitación a Conferencia de Prensa por la Libertad de Antonio Estrada Estrada


Invitación a Conferencia de Prensa por la Libertad de Antonio Estrada Estrada, indígena tzeltal víctima de tortura durante su detención, preso durante más de dos años por un delito que no cometió.

El día 24 de diciembre ha salido por fin libre Antonio Estrada Estrada, preso politico del Ejido de San Sebastián Bachajón, Adherente a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona.

Convocamos a todos los medios de comunicación libres, comunitarios, alternativos, a la prensa, a las organizaciones solidarias y a los y las compañeras en resistencia a una conferencia de prensa el día *27 de Diciembre a las 5:00 de la tarde en El Paliacate*, Av. 5 de mayo #20, Col. Centro, San Cristobal de Las Casas.

Estarán presentes las autoridades del Ejido, Antonio Estrada Estrada, los legales y muchos de los y las quienes han luchado por la libertad de Antonio.

A las 7.30 de la tarde se presnterà el documental “Tierra y resistencia.  San Sebastián Bachajón”

Agradecemos su asistencia y difusión.

ANTECEDENTES:

A Antonio lo llevaron a algún lugar en Palenque. Allá lo sentaron en una silla, le quitaron la camiseta que le cubría la cabeza y lo golpearon tan fuerte que se le oscureció la vista. Después le vendaron los ojos con tanta violencia que hasta ahora tiene una cicatriz de 5 centímetros en el tabique nasal.

Entonces empezó el verdadero suplicio. Hay cosas que son indecibles. No porque no se puedan contar los hechos, sino porque éstos no expresan lo que realmente importa. “Así como ningún ser humano puede imaginar lo que nos sucedió, es inimaginable que alguien pueda contar nuestras experiencias”, dijo un sobreviviente de Auschwitz.

A Antonio lo acostaron en alguna superficie dura y le pusieron una bolsa de plástico en la cabeza para asfixiarlo. Los métodos de “investigación” de la policía y el funcionamiento de la justicia mexicana. Torturar a la víctima hasta que confiese lo que se quiera que confiese. (“Resultado de los trabajos de inteligencia…”, dice el boletín del gobierno de Chiapas que anuncia la detención.) A Antonio lo acusaban de asaltar, él se rehusaba a culparse de delitos que nunca cometió. Por eso lo asfixiaron hasta que se desmayó. Y cuando se recuperó, lo volvieron a asfixiar. Y así sucesivamente.

Después lo sumergieron en un tambo de agua de 200 litros. Cuando estaba a punto de ahogarse lo sacaban, lo golpeaban atrás de la cabeza, lo volvían a sumergir. Amenazaban matarlo, lo golpeaban, lo sumergían, Antonio no se culpaba. Entonces le amarraron un trapo con fuerza tapándole nariz y boca y dejaban caer agua en el mismo.

¿Técnicas producto de la inventiva nacional o cortesía de la Escuela de las Américas? Antonio intentaba respirar y su nariz y boca se llenaban de agua. Veía la muerte llegar, pensaba en su mujer y sus dos hijos. Hasta que no pudo más. Confesó lo que le exigían, dio los nombres de dos personas que sabía que asaltaban y otro nombre inventado cuando le exigieron que nombrara a sus “cómplices”.

FUENTE: http://radiozapatista.org/?p=6123

-.-

No hay comentarios: