17/8/14

Palabras del Subcomandante Insurgente Moisés al cerrarse la compartición CNI-EZLN


Palabras del Subcomandante Insurgente Moisés al cerrarse la compartición CNI-EZLN el 9 de agosto de 2014 en el Caracol de La Realidad, Chiapas.

Fuente: Centro de Medios Libres México
Buenas tardes a todos compañeros y compañeras, de La Sexta nacional e internacional:

Buenas tardes compañeros, compañeras, del Congreso Nacional Indígena:

Buenas tardes compañeros y compañeras bases de apoyo del Ejército Zapatista de Liberación Nacional:
A nombre de todos mis compañeros, compañeras de La Sexta, compañeros de La Sexta de México y del mundo, con mucha sinceridad les queremos agradecer a los compañeros, a las compañeras de la sexta de México y del mundo, que hicieron el gran trabajo, que inventaron, que crearon, que imaginaron, de como hacer para conseguir los recursos para hacer este encuentro en que estamos aquí ahorita.

Y que nuestros compañeros y compañeras del Congreso Nacional Indígena han logrado, han pensado y han decidido como los escucharon ahorita, que van a realizar más comparticiones, y que están invitados a todos los compañeros y las compañeras de La Sexta en el mundo. Para que en verdad nos compartamos como lo escucharon ahorita el dolor, la tristeza. Pero hay que juntar la rabia, hay que juntar el camino, donde entonces todos de verdad y en verdad y en los hechos, que vayamos a hacerlo, ese NO a esas privatizaciones, a esos desalojos. NO MÁS a esos asesinos, que nos asesinan SI a la resistencia, compañeros y compañeras.

Así que entonces les queremos avisar de que entonces no dejen de inventar, no dejen de crear, compañeros y compañeras de La Sexta. Pero también a los compañeros y compañeras que también son de La Sexta: los medios alternativos. Se ha visto ya ahora en La Realidad, que si podemos cambiar, todo, nosotros el pueblo, el pueblo pobre. Como dijeron los compañeros estos últimos días que estábamos trabajando: Nadie sabe más como debe ser una buena justicia en el mundo, no nadamás en un país, solo los que olemos a sudor, los que olemos a la pobreza. Como ahorita, que ahorita ahí se están quemándose del sol, están sudando, se siente. Pero a un rico, a un terrateniente, no siente el dolor, así que entonces no saben como debe ser una ley para este país, o para el mundo los que son pobres.

Así que entonces compañeros y compañeras de La Sexta, aquí los compañeros indígenas del Congreso Nacional Indígena queremos caminar juntos. No nos importa el color, la raza, lo que nos importa es que estamos explotados, es que estamos humillados, pisoteados, saqueados. Y que no nos debe importar ese color que tenemos. Y que si podemos, por que lo están demostrando en los hechos que si podemos, pero hace falta mucho que trabajar, mucho que hacer, mucho que caminar. Es decir, hace falta pues los esfuerzos y los sacrificios.

Pero compañeros de La Sexta nacional e internacional, también nos han enseñado, de que entonces, que nos han acompañado ahora, y que no solo nadamás han quedado en entender, sino de que entonces ahora, con ese paso que hicieron, que lo hicieron posible, de que muchos de los compañeros del Congreso Nacional Indígena llegaron hasta aquí, por el apoyo, por el invento que crearon compañeros y compañeras de La Sexta nacional e internacional. Pero nos hace falta mucho trabajo compañeros, por que apenas estamos caminando realmente, ahora.

Eso si nos hemos encontrado la base de nuestro pueblo, los indígenas, no solo representantes del Congreso Nacional Indígena que nos encontramos aquí ahora, realmente son las bases. Y hace falta mucho encontrarnos más con otros compañeros y compañeras. Como les dije de que entonces nadie sabe más como hay que luchar, qué hacer, cómo hacer, son nuestros pueblos son nuestras bases. No es esa bola que está allá, que se dicen que son representantes, que todavía se ponen con el nombre “Honorable Congreso de la Unión”. No, no saben nada esos, simple ejemplo, es decir: Si yo soy un indígena, diputado federal o senador, y yo me voy a encontrar ahí con Diego Fernández de Ceballos, que es un terrateniente, es un latifundista. No puedo discutir una ley con ese terrateniente, simplemente no quiere acercarse conmigo por que soy indígena. Así que nos están engañando.

Eso es lo que hemos descubierto aquí con los compañeros de las bases del Congreso Nacional Indígena y hemos decidido que vamos a hacer más encuentros. Pero ya no queremos solos, solas como indígenas. Queremos que se organicen compañeros y compañeras de La Sexta nacional e internacional. Vámonos juntos a construir, a pensar y a compartir la rebeldía y la resistencia. Por que también ustedes los que viven en la ciudad están haciendo resistencia todos los días. Necesitamos escuchar también esa resistencia, por que solamente así vamos a saber construir un mundo nuevo que decimos. Solamente compartiendo los dolores y las ideas buenas, eso es lo que vamos a pensar. Y no es nadamás para nosotros eso, para el futuro también, para las generaciones y transgeneraciones.
Como dicen acá los compañeros bases de apoyo del Ejército Zapatista. Que mientras ellos viven no van a permitir que aquí regrese su hijo de Absalón Castellanos Domínguez, el ex-gobernador. Ahora la nueva generación de zapatistas, los que nacieron en el 94 que ahora tienen 20 años, ellos y ellas dicen también que no van a permitir que venga a gobernar aquí su nieto de Absalón Castellanos Domínguez.

Así debemos organizarnos, tanto del campo y la ciudad, donde ese mundo que queremos construir que no regrese nunca jamás el capitalismo, donde el pueblo sea quien gobierne siglos y por los siglos y para siempre. Así que muchas gracias compañeros y compañeras de La Sexta nacional e internacional.

Y ojalá que no se vaya a borrar ahí el chip ahí en sus cabezas, por que ya llevan casi hora y media de estar parados ahí, ojalá que hayan grabado. Muchas gracias compañeros del CNI y muchas gracias compañeros de La Sexta nacional e internacional.

* Audio, transcripción y foto por Medios Libres en La Realidad

-.-

Conferencia de prensa del EZLN con Medios Libres, sesión de preguntas y respuestas

-.-

Palabras Sub Comandante Insurgente Moises Comparticion CNI con los Pueblos Zapatistas




-.-

Sub Moisés en conferencia de prensa con medios libres, autónomos, alternativos o como se llamen

Sub Moisés en conferencia de prensa con medios libres, autónomos, alternativos
o comose llamen, en La Realidad, encuentro con zapatistas. 10 de agosto 2014
(Zapateando)

Segunda parte: palabras del Sub Moisés.

Bueno, compañeros, compañeras, escucharon lo que dijo el compañero Subcomandante Insurgente Galeano. Eso es lo que vemos, eso es lo que pensamos.

O sea necesitamos la fuerza de uno a otro porque si lo entendemos de cómo está la vida, entonces por qué no lo entendemos de cómo tenemos que enlazarnos unos a otros.

Algunos otros compañeros que quedan acá, que estuvieron como medios libres pero al mismo tiempo como CNI, esos y esas compañeras los escucharon y los vieron. Deben ahora sí que hacer compartición entre ustedes porque no es lo mismo de que yo platico pero yo no he escuchado.
Es allí donde se siente entonces que tenemos que enlazarnos, tenemos que agarrarnos de las manos unos a otros.

Como se les preguntaba a los compañeros del Congreso Nacional Indígena, de que tenemos que agarrarnos juntos, o sea indígenas y no indígenas, y los compañeros, ¿en una sola voz sale pues la palabra? Sí. O sea que los compañeros se entiende la vida de los que no son indígenas, entonces cómo vamos a hacer eso, ¿cómo vamos a luchar?

O sea hay un gran trabajo que es mucho más, nosotros pensamos que es mucho más difícil pues a ustedes los que viven en la ciudad, aunque también nosotros, los que vivimos en las comunidades como Congreso Nacional Indígena, pero por lo menos ahí todavía queda lo que es lo común, pero en las ciudades no.

Atrás de la barda de donde vive uno no sabe qué problema tiene su vecino, a veces ni lo conoce quién es su vecino; y en las tres paredes, yo vivo aquí y ahí vive la otra, el otro vecino y ahí vive el otro; no se preocupa mi vecino qué me está pasando a mí, ni yo me preocupo por parte de él o de ella. Y así está encadenado.

Entonces pues es un trabajo muy fuerte, con lo que viene, lo que dicen los compas “la bestia que viene”, pues entre todos nos van a destruir. Entonces cómo podemos hacer ese trabajo. Pero ahí lo que nosotros pensamos, no les estamos pidiendo de que entonces háganse indígenas, pero ni nos pidan tampoco que pensemos o que seamos como ciudadanos que están ahí.

No. Cada quien luchemos pero estemos unidos. Recuerden que como decía el finado SubMarcos, por tanto que hemos escuchado, por escuchar en varios de los caracoles que hemos hecho encuentro, tratamos de decir qué es lo importante y la hora de –por cierto, varias veces se hizo aquí–, no llegamos de acuerdo. Todos tienen las ideas buenas y no sale pues porque a fuerzas quieren que sea aceptado lo que dice uno, lo que dice otro, y esto, pero a los compañeros, lo que podemos hacer es ver cuál es lo que sí les funciona, pero solamente esto podemos detectarlo si es que escuchamos y si es que observamos.

Ya ven que algunos aquí, los que ya habían entrado ya en la última, el cierre de la asamblea del CNI, esperaban los compañeros que alguien va a dar la palabra para que se cierra, y no es que así lo teníamos acordado que así se iba a cerrar, bueno, para los que lo vieron, porque son los mismos compañeros lo cerraron, no estaba acordado.

Entonces se dieron cuenta de que pasó uno, ‘ah, entonces yo también quiero decir’. Cuando empezó querían dar todavía como compartición, pero se dieron cuenta de que no, ya es el cierre. Se encarrilaron ahí luego, luego y así se cerró, ¿por qué? Porque es nada más el sentido de que es de los compañeros la asamblea y por lo tanto son los asambleístas los que tienen que cerrar la asamblea. Esas cosas, por ejemplo.

Necesitamos ver qué cosa es que funciona y que entonces se sienten que todos somos iguales. No es eso de que “yo soy la más importante o el más importante”. Pensamos nosotros es que no. Pensamos que ése es ejemplo, cómo podemos hacer entre todos nosotros eso. O sea que vayamos encontrando cómo es eso que decimos que un mundo nuevo.

Hay que ir trabajando eso. Tan es así que los compañeros del Congreso Nacional Indígena dijeron: sí necesitamos compartir, no sólo nomás nosotros los indígenas, queremos compartir con los compañeros y compañeras de la Sexta nacional e internacional. Luego entonces, cómo vamos a compartir, porque hay que pensar los que no le entran a la Sexta, ¿cómo vamos a compartir con ellos y con ellas?

O sea, ¿cómo vamos a respetarnos? ¿Cómo vamos a construir ese respeto? Porque hay que construir ese respeto, así como estamos ahorita, esto. Y creo que entonces tenemos que mostrar ese ejemplo, compañeros y compañeras de la Sexta de la ciudad, y compañeros y compañeras de la Sexta en el campo, y que nos encontremos y nos sentimos uno solo, sin pedirnos dejar lo que somos, sino que nos unimos a lo que queremos, a este mundo.

Por ejemplo, cuando estábamos preparando esta compartición con los compañeros bases de apoyo, pensaban los compañeros y compañeras que (nosotros como mandos) íbamos a decirles “esto es lo que van a hacer”. No. Se tuvo que hacer la asamblea aquí donde están sentados ahorita, y empezó a salir las ideas y hasta que lo encontramos donde lo sentimos, como dicen los compas, estos son los puntos.

Pero salieron un montón de apuntes y hasta que comúnmente dijeron ‘esto es’. Para eso se enriqueció mucho, porque decían nuestros compañeros: la tierra –la madre tierra, como hablamos– se dice que en el marxismo, en el leninismo se dice que la base principal del capitalismo es los medios de producción, que es la tierra. Entonces los compañeros dicen no.

Y les preguntábamos por qué. Porque no, sí sabemos que así piensa el capitalismo y así nos hizo el favor de dejar escrito, ésos, los que transmitieron la idea, pero nosotros tenemos que entender, tenemos que luchar para decir ¡ni madres! No vamos a permitir que sea así.

Entonces la tierra, la madre tierra, es la base fundamental de la vida de los seres vivos, así sale de los que estábamos sentados acá.

–A ver, compañero, compañera, argumenta eso.

–Sí –dice–, porque entonces campo y ciudad, seres humanos en el campo y en la ciudad viven la tierra, y todo lo que hay encima de la tierra, los bichos, más lo que hay abajo, también es su base de la vida, los gusanitos, eso. ¿Por qué vamos a permitir a esos bestias que vienen a destruir?

Y luego entra en discusión otra vez así:

–¡Ah, chingá! ¿Cómo vamos a hacer? Cómo vamos a hacer porque estamos diciendo de que es medio de producción y hay que quitárselos.

Así dijimos, porque se acuerdan que en uno de los encuentros ahí en CIDECI, el finado SubMarcos cuando presentó el bote de la coca ahí es donde decíamos que sí es medio de producción para nosotros, entonces que hay que quitar. Entonces cómo vamos a hablar con los compas del CNI, que tenemos que entenderlo que tenemos que quitar como medio de producción.
 
Otra vez empezamos a discutirlo eso. El problema de aquí es quién tiene las mejores tierras y quién se adueña de la riqueza que tiene la tierra. Ahí es donde empezamos a apartar eso.

–No, pues es que son los transnacionales o los terratenientes, y por lo tanto sí se necesita de que hay que quitárselo.

Hay que quitárselo, nada más que ahora sí, entre todos los que vivimos en esa tierra, la madre tierra, todos tenemos que cuidarlo. Y hay compañeros que ahí dicen otra vez:
 
–Sí, porque los que viven en la ciudad cuántas toneladas le va ahí en el excremento y se va en un río, entonces contaminan el río. Y los empresarios lo tienen jodido a la madre tierra.

Pero bueno, es nada más una partecita, cómo es tan rico cuando vemos común. Entonces les estoy pasando eso porque como que se necesita que haya compartición. No sé cómo lo vayan a hacer eso, porque se necesita organización, se necesita trabajo, se necesita pensar pues.

Pero creo que en el espacio que ya acordaron los compañeros, en el espacio como compañeros y compañeras de la Sexta, que se vaya organizándose eso y cada quien va a tener que luchar de lo que va a tener que transmitir.

De verás que se siente que si alguien transmite lo que ha observado, o lo que ha trabajado, o lo que ha convivido con el pueblo. Porque luego se siente de que alguien así como presumiendo “es que yo”, “es que mí” o “él”, o “ella”. O sea, lo estás levantando a él, a ella, y lo real, no es cierto, es lo que estábamos explicando entre nosotros como CNI, que tenemos que consolidar lo que era antes, que verdaderamente representaban a los compañeros, las compañeras.

Porque todavía existen. Claro que lo quieren destruir por completo, pero no han podido el capitalismo. Pero sí hay una buena parte ya que sí, pero es por el control está haciendo su trabajo.

Entonces creemos de que con esto algo va a tener que venir, otro trabajo. Porque esto, no se crean que nosotros lo planeamos, ésa es una de las cosas, nosotros no lo planeamos esto, vino del mismo de los compañeros y las compañeras; eso es uno de lo que les compartía a los compañeros casi finalizando la asamblea.

Y eso queremos compartirles también aquí como medios libres, porque vemos que cuando hablamos a nuestras bases, a nuestros pueblos, nada más tenemos que apoyarlos a ellos y acordar con ellos y con ellas si les parece pues de lo que sale en su participación de ellos y de ellas.

Estaba eso de que nosotros estábamos como entregando la herencia, como decimos. Y la única herencia que íbamos pasándoles de cómo se tiene que trabajar, cómo se tiene que cuidar y todo eso, pues es la organización como EZLN y la autonomía.

Entonces los compañeros y las compañeras decían, “te falta otra, porque qué vamos a hacer, no sabemos qué vamos a hacer con eso –sobre de la Otra Campaña–. Y es también ahí donde a nosotros eso nos despertaron porque entonces qué íbamos a decir de la Otra. Ahí es donde les dijimos:

–Pues más bien ustedes. Lo que queremos de la Otra es que el pueblo se organiza y que un día tiene que mandar ese pueblo, o sea es lo que ustedes están haciendo. Entonces ustedes tienen que compartir con los compañeros de la Sexta, los que le entran al trabajo de la Sexta. Eso fue una campaña que hicimos, por eso se llama Otra Campaña, pero los que le entran al trabajo de lo que dice la Sexta, que es organizarse, que es luchar y ser anticapitalistas, entonces hay que compartir con esos compañeros y compañeras.

Como estábamos discutiendo eso, ya entre todos y todas, ahí es donde sale.

–Pues como que hay que hacer una escuelita entonces –dicen los compás.

Por eso de ahí nace, pues se va a llamar escuelita porque así sienten, sintieron los compañeros que es una cosa chiquitita, es una escuelita. Entonces vamos a probar y vamos a hacer. Y sí, ayudó mucho, y muchos de los compañeros y compañeras, de los alumnos y alumnas que vinieron, tienen otro forma de pensar ahora porque ya lo vieron en sus propios ojos, no es porque se lo cuentan, no es porque vieron en película, sino que las vivieron esas horas que estuvieron ahí.

Entonces de seguro que esos compañeros alumnos y alumnas que vinieron, algo quizás, nos van a querer compartir.

Entonces eso es lo que vemos.

Pero muchas veces cuando hacemos ese tipo de compartición, a veces se calma unos minutos y luego nos empezamos a hacernos pregunta de todo lo que ya dijimos. ¿Qué vimos? ¿Qué pensamos? ¿Qué creemos?

Entonces aquí los compañeros, los que estuvieron como Congreso Nacional Indígena, y lo que ahora escucharon otra vez ahorita, ¿cómo lo ven? ¿Qué se imaginan? Y como medios que llegaron pues escucharon lo que presentaron los compañeros en la clausura, a lo mejor de ahí tienen alguna pregunta pues, porque dentro de la pregunta vámonos ayudando y vámonos aclarando lo que no está claro, así que si tienen pregunta hagan la pregunta y si no hay quiere decir que todo está claro… o nada se entendió.

(Fin de la intervención del Sub Moisés, siguen las intervenciones y preguntas de los medios libres y l@s compas de la sexta mundial presentes)

(Transcripción del audio original a cargo de “Los Tercios Compas”)
 
Copyleft: “los tercios compas” 12 agosto del 2014. Se permite la reproducción in vitro, la circulación aún con carga vehicular y el consumo desmedido.


-.-

No hay comentarios: