17/9/14

"Soy un preso político", dice Mario Luna, vocero yaqui

Responsabilizo a Padrés Elías de lo que me pase: líder yaqui
  • "Se nos encarcela por luchar contra el ilegal Acueducto Independencia"  
  • "Impera la corrupción en la entrega de agua y minerales en Sonora"

 "Nos encarcelan para no cumplir la orden de detener la operación del
acueducto Independencia", dice desde el penal de Hermosillo.
La imagen corresponde a una entrevista con La Jornada el 8 de agosto de 2013
Foto José Núñez

Gloria Muñoz Ramírez
La Jornada 17/09/2014

Mario Luna Romero, autoridad y vocero de la tribu yaqui, una de las figuras más visibles del rechazo al acueducto Independencia, obra impugnada desde su licitación en Sonora, habla por primera vez desde que fue detenido, el pasado 11 de septiembre, en Ciudad Obregón. Las preguntas de La Jornada son enviadas por escrito por medio de la organización de la tribu yaqui comisionada para las visitas.

Mario no duda en responsabilizar al gobernador de Sonora, Guillermo Padres Elías, de lo que pueda sucederle a él y a su familia. De igual manera, advierte, responsabilizo al Estado mexicano en su conjunto por lo que pueda pasarle a cualquier miembro de la tribu yaqui y a la integridad territorial del mismo pueblo, ya que el Estado con sus omisiones a las leyes nacionales e internacionales está poniendo en riesgo la supervivencia de este pueblo milenario que lucha por no morir.

Es irónico, indica, que mientras se anuncia una danza de miles de millones de pesos para callar las protestas de los habitantes (de la ribera) del río Sonora, a los voceros de la tribu yaqui nos persiguen y encarcelan para no cumplir con las resoluciones judiciales que ordenan detener la operación del acueducto Independencia y su posterior desmantelamiento.

Solidaridad internacional

Luna Romero, de 43 años y padre de cuatro hijos (un varón y tres mujeres), espera hoy tras las rejas el dictamen de libertad o el auto de formal prisión del juzgado tercero de primera instancia de Hermosillo, Sonora. También mientras espera el veredicto, su pueblo bloquea la carretera Internacional y en distintas partes del mundo se organizan expresiones de solidaridad. En México exigen su libertad inmediata el Congreso Nacional Indígena (CNI), el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) y más de 150 organizaciones que integran la Misión Civil de Observación.

Su detención, le informaron, fue en cumplimiento de la orden de aprehensión girada hace un año por privación ilegal de la libertad y robo de vehículo, denunciados por Viviana Bacasegua y Francisco Delgado Romo: Me dijeron que sólo hasta hoy habían podido ejecutarla. Yo le dije al subprocurador que me fue a ver que no me habían aprehendido porque no habían querido, pues yo tengo constante actividad pública en toda la tribu y en varias ciudades dentro y fuera del estado. Me detuvieron cuando quisieron, pues realmente yo nunca me escondí ni opuse resistencia.

Junto con su defensa, el representante yaqui solicitó la ampliación del término constitucional y se reservó el derecho a declarar. El lunes 15 mis abogados trajeron a declarar al juzgado tercero de lo penal a los testigos que yo presenté, aparte de las autoridades tradicionales, para hacer constar que no estuve en el lugar de los hechos y yo no doy órdenes en mi tribu, al contrario: yo estoy bajo las órdenes de mis autoridades y del pueblo.

La detención del integrante de la autoridad de Vícam, uno de los ocho pueblos que conforman la tribu, se da en un contexto en el que –dice Luna desde el Centro de Readaptación Social número dos, en Hermosillo– los gobiernos estatal y federal se encuentran enfrascados en una lucha mediática en la que ninguno de los dos quiere asumir las responsabilidades jurídicas, políticas y sociales de las acciones corruptas y de omisión que han derivado en malversación de fondos del ejercicio público, acaparamiento y venta de recursos naturales como agua y minerales, sin olvidar los grandes lotes en Hermosillo y demás partes de la sierra sonorense, y acciones tan criminales como los tandeos de agua a la población de la capital del estado.

El panorama, añade, contempla también la publicación de que el gobernador Guillermo Padrés se construye para uso particular una presa con capacidad de 4 mil millones de metros cúbicos, a la par que construye el acueducto Independencia, obra mediante la cual despoja de agua a nuestra tribu yaqui, sin un estudio mínimo de impacto ambiental y mucho menos justificación alguna. Y todo ante la complacencia y silencio cómplice de la Conagua, Profepa, Semarnat y demás.

Otro elemento que rodea su detención es la contaminación del río Sonora, que debería abastecer de agua a la ciudad de Hermosillo y sus habitantes. Y todo esto mientras se abren 3 mil hectáreas de cultivo agrícola y se proyectan desarrollos inmobiliarios con lagos artificiales y parques acuáticos. Y al mismo tiempo organizan una campaña de odio racial contra la tribu yaqui y fabrican escenas criminales para desprestigiar a los defensores del río Yaqui.

En estos cinco días de prisión, Mario Luna no sólo ha recibido la solidaridad de organizaciones nacionales e internacionales. En el Cereso, custodios e internos le muestran respeto y le brindan apoyo y seguridad. Escucharon por la radio sobre su detención y desde que llegó le manifestaron simpatía y adhesión a su causa. Los reos le ofrecieron una cobija, un traste para comer y agua limpia, como muestra de apoyo e indignación con el gobierno.

No debemos caer en el juego del gobierno

Hombre de campo, curtido en las batallas por los derechos indígenas, Mario Luna no duda en advertir que no debemos caer en el juego perverso del mal gobierno de enfocar la lucha en mi liberación y descuidar la lucha por el agua y territorio.

Además, indica, no tienen ningún argumento jurídico válido para mantenerme encerrado. Es claro y evidente que soy un preso político, porque están violando todos mis derechos políticos, constitucionales y humanos. Me acusan de un delito inexistente, del cual no fui partícipe; en la tribu yaqui se aplicaron las normas y leyes internas, y usos y costumbres, a una persona que se dijo yaqui y que además resultó un conocido operador político de Guillermo Padrés.

Inscribe su detención en el contexto de persecución a quienes luchan por defender su territorio. Hoy, dice, “veo con más claridad y admiro aún más la fortaleza y dignidad de otros luchadores sociales que se encuentran en la misma situación que yo, como (José Manuel) Mireles, de Michoacán; Ernesto Salgado, Juan Carlos Flores y Enedina Rosas, de Puebla, y muchos otros que enfrentan penas injustas.

“A los compas zapatistas les agradezco su solidaridad y apoyo por medio de mis compañeros de lucha dentro del Congreso Nacional Indígena (CNI). Agradezco también a la Misión Civil de Observación a la consulta yaqui, integrada por más de 150 organizaciones de la sociedad civil. A las compas y los compas solidarios que desde sus humildes trincheras han manifestado su preocupación y apoyo, sólo les puedo decir que permanezcan firmes. ¡Namakasia! ¡Vamos a ganar!”

-.-

Mario Luna, autoridad yaqui, narra el momento de su detención y encarcelamiento. Gloria Muñoz Ramírez / Desinformémonos
En entrevista enviada por escrito, el vocero y autoridad de la tribu yaqui detalla los momentos de su detención, el pasado 11 de junio, su traslado al Cereso de Hermosillo, la visita del subprocurador, la solidaridad de los otros reos, mientras espera que hoy se dictamine su libertad o auto de formal prisión.

-.-

La prisión al vocero yaqui Mario Luna, “un mensaje grave para los pueblos indígenas”

.
La detención del vocero yaqui se lee como un aviso de impunidad gubernamental y despojo. Organizaciones sociales y abogados defensores destacan el tinte político de la resolución judicial que mantendrá a Luna Romero en prisión.


Desinformémonos

Hermosillo, Sonora, y México, Distrito Federal. El auto de formal prisión dictado contra el vocero de la tribu yaqui, Mario Luna Romero, tiene la intención de criminalizar y amedrentar a quienes defienden la tierra, coinciden organizaciones sociales e indígenas de Cherán, Estado de México, Jalisco y Michoacán. “Ya es tiempo de tomar medidas más drásticas, porque lo mismo sucede en otras partes del país”, advirtió el comunero hñähñú Juan Dionisio.

Con la resolución, Mario Luna deberá permanecer en prisión durante el proceso legal pues los delitos de que lo acusan (privación ilegal de la libertad y robo de auto por dos o más personas) son graves y no alcanza fianza. La defensa interpondrá un amparo indirecto, pues si recurre a la apelación caerá nuevamente en el ámbito estatal. También se buscará que se reconozca el derecho indígena a aplicar su propia ley y se pedirá la protección de la justicia federal para los coacusados Gerónimo Flores y Fernando Gutiérrez; Tomás Rojo ya cuenta con uno, informó el abogado Ramos.

Salvador Campanur, comunero de Cherán, advirtió que el auto de formal prisión es una injusticia y un mensaje grave hacia los pueblos indígenas de México. “El mal gobierno actúa contra todo lo que se mueve para defender el territorio indígena”, señaló. Juan Dionisio coincidió en que a los gobernantes “no les importa la tierra, sólo vender y comprar”.

Juan Dionisio, comunero de San Pedro Atlapulco, Estado de México, consideró que la detención de Mario Luna es “terrible” y significa “uno de los golpes más fuertes que se puede dar a nuestra resistencia y nuestra lucha por la tierra”. Recordó que la nación yaqui es uno de los pueblos más castigados por el poder desde Porfirio Díaz, y “lo que pasa con Mario no es más que una muestra de que esta dictadura nunca se fue”. El hñähñú indicó que esto demuestra que las leyes mexicanas son una burla, “fueron cambiadas por neoliberales traidores para su beneficio y no las reconocemos”.

Carlos González, de la comunidad indígena de Tuxpan, Jalisco, indicó que están “muy molestos” por la resolución judicial. Su lectura es que “seguirán adelante los proyectos de despojo de agua y territorios por encima de pueblos y tribus, con total impunidad para los gobernantes”.

Benito Ramos, abogado defensor del yaqui, afirmó que la resolución, dictada por los delitos de privación ilegal de la libertad y robo de auto por dos o más personas –debido a que la guardia tradicional yaqui castigó al acusador-, es carente de derecho y tiene un tinte político “del tamaño del mundo”.

Ramos explicó a Desinformémonos que en esta etapa del proceso se deben ofrecer pruebas. Aunque la defensa proporcionó tres testimonios “uniformes y contundentes” que demuestran que Luna Ramos no estaba ni en el momento ni en el lugar de los hechos, el juez Octavio Palafox “simplemente los desvalorizó” y de forma “ilegal” dictó la resolución con los mismos indicios con los que se emitió la orden de aprehensión, describió el abogado. Además, ignoró el derecho de la etnia a aplicar sus usos y costumbres, agregó.

La intención del auto de formal prisión es, además de amedrentar, distraer de la lucha de fondo para derivarla a la demanda de la libertad del vocero yaqui, valoró Citlalli Hernández, integrante de la Misión Civil de Observación a la Consulta a la Tribu Yaqui.  “Es triste ver cómo el poder judicial se subordina al interés político de un grupo gobernante”, manifestó la activista.

“Se ve metida la mano del gobernador para perjudicar a Mario”, afirmó su abogado. “La orden de captura estaba desde hace un año, y curiosamente hasta ahora, con toda la situación que enfrenta el gobierno estatal, se ejecutó. Podríamos pensar que es un distractor, que pasa por encima de los derechos fundamentales de todo ciudadano”.

La tribu libra una batalla en defensa de las aguas del Río Yaqui al menos desde 2010, cuando el gobierno estatal, encabezado por el panista Guillermo Padrés Elías (quien fue denunciado públicamente en días recientes por la edificación ilegal de una presa en un rancho de su propiedad), anunció la construcción del Acueducto Independencia, que se llevará las aguas que pertenecen a la tribu por resolución presidencial de Lázaro Cárdenas.

La tribu ha ganado todos los recursos jurídicos interpuestos contra la construcción del Acueducto Independencia, impulsado por el gobernador panista Guillermo Padrés Elías, y el gobierno fue obligado por resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación a iniciar un proceso de consulta al pueblo indígena. Mario Luna es una de las caras más visibles de la resistencia yaqui al despojo de su agua por su papel de vocero.

El acueducto, con una longitud de 175 kilómetros, se llevaría un volumen de 75 millones de metros cúbicos de agua de un territorio que ya padece sed, hacia Hermosillo, capital de Sonora.

Campanur condenó el uso de indígenas que para acusar a quienes comparten su color de piel. “Seguramente a ese que acusa lo llevaron a comer, a beber, lo vistieron y hasta lo pasearon con todos los lujos para que pudiera acusar al compañero Mario Luna. Dentro de nuestros saberes como pueblos primeros eso se llama traición”, sentenció.

“Desde siempre nos han querido exterminar y lo único que pedimos es que nos dejen en paz. Somos una nación con una cultura propia y como tal nos vamos a defender. Estamos en un momento muy difícil, pero sabemos que tenemos que seguir adelante porque tenemos la verdad”, expresó Guadalupe Olea Sombras, ex gobernador del pueblo de Vicam.

Juan Dionisio afirmó que los yaquis cuentan con “toda la solidaridad de sus compañeros hñähñú de Atlapulco. En el Congreso Nacional Indígena estamos próximos a reunirnos”, y ahí tomarán las decisiones necesarias para apoyar a Luna Romero.

Nicolás Flores Lugardo, comunero nahua de Ostula, afirmó que difundirán la información del encarcelamiento de Mario Luna en sus comunidades, pues él “vino a apoyarnos en una ocasión y tenemos que ver el modo de echarle la mano también”.

“Vamos a tener varias reuniones y encuentros, ahí definiremos el apoyo a Mario porque de manera aislada es difícil decidirlo. No olvidaremos lo que dijo en entrevista: no caeremos en la estrategia del gobierno de desviar la lucha contra el Acueducto por la de su libertad: irán juntas”, advirtió Carlos González.

La prisión de Mario Luna enseña que “no hay de otra que seguir organizándonos en la autonomía para disfrutar de libertad, justicia y democracia”, remató el purhépecha Salvador Campanur.

-.-

VIDEO: Mario Luna, entrevistado durante la cátedra "Tata Juan Chávez Alonso", en agosto de 2013.

"La tribu yaqui no viene a quejarse; tiene una experiencia de lucha qué compartir"



desinformemonos

25/08/2013  "La tribu yaqui no viene a quejarse; tiene una experiencia de lucha que quiere compartir con los demás pueblos". 

Mario Luna, secretario de la autoridad tradicional del pueblo de Vícam. Tribu Yaqui. Sonora, México. Testimonio recogido durante la Cátedra Juan Chávez Alonso, celebrada en San Cristóbal de las Casas, los días 17 y 18 de agosto.

-.-

Más información:

13/09/2014 Mario Luna, preso político Gloria Muñoz Ramírez / La Jornada

23/06/2014 “El gobierno necesita construir la imagen de que estamos agarrados del chongo y eso no es cierto”: Tribu Yaqui. (Primera de cuatro partes) Gloria Muñoz Ramírez / Desinformémonos
En los medios locales se habla de la división de la tribu, pero “lo real es que este proceso de lucha aglutinó a todas las tropas de la tribu y generó a un consenso en cuanto a la defensa del territorio y el rechazo al Acueducto Independencia”. Leer más..

30/06/2014 La tribu yaqui con la ley a su favor y el gobierno en contra. (Segunda de cuatro partes) Gloria Muñoz Ramírez / Desinformémonos
Alejandro Olea, encargado de la defensa jurídica de la cuenca del río Yaqui, detalla los pormenores de un proceso entablado desde el 2010 contra el Acueducto Independencia, obra cuyo proceso de construcción ha estado plagado de irregularidades. Leer más.. 

Más:

12/05/2014 Yaquis, un año con la razón jurídica pero sin justicia. Giovanni Velázquez / Desinformémonos
Organizaciones civiles denuncian los dictámenes “esquizofrénicos” de la Suprema Corte, que por un lado dan la razón a la tribu en la defensa de su agua, y por el otro, no detienen al Acueducto que se la lleva. Leer más..

10/02/2014 Danzas y ceremonias yaquis para celebrar su resistencia Guadalupe Duarte Espinoza / Desinformémonos 

09/2013 No sólo quieren robarles el agua, sino también su cultura. Enriqueta Lerma Rodríguez / Desinformémonos 

01/2013 La defensa del agua, la lucha por la vida y la cultura yaqui. Adazahira Chávez Desinformémonos

23/12/2013 Yaquis, medio año de bloqueo carretero y 400 años de defensa del territorio. Giovanni Velázquez / Desinformémonos

-.-

No hay comentarios: